Formas clínicas de la Enfermedad Celiaca

Aproximadamente una de cada 100 personas es celiaca, pero el 75% de los celiacos no están diagnosticados. ¿Por qué hay tantos celiacos que no están diagnosticados?

La enfermedad celiaca no se manifiesta de la misma manera en todas las personas, puede hacerlo con variados y diferentes síntomas y signos, incluso sin síntomas. Es un error pensar que la enfermedad celiaca sólo afecta a los niños o que siempre produce diarrea.

La enfermedad celiaca es más fácil de diagnosticar cuando se presenta de una forma clásica, pero existen otras formas mucho más complejas, donde la profesionalidad y formación de los médicos especialistas es fundamental. Por ejemplo, muchos celiacos son diagnosticados a raíz de una anemia ferropénica recurrente, abortos de repetición o un estado de cansancio y apatía que no remite. 


Para entender estos aspectos te será útil conocer las diferentes pruebas y marcadores que se utilizan en el diagnóstico (genética, biopsia del intestino delgado, anticuerpos o marcadores serológicos) que se explican en otros apartados del blog.
  • Enfermedad Celiaca Sintomática, Clínica o Clásica: el paciente puede presentar síntomas o signos. En niños es más frecuente los síntomas digestivos y en adultos los no digestivos. Los anticuerpos en sangre o marcadores serológicos son positivos (en celiacos adultos muchas veces son negativos), la mucosa del intestino delgado alternada y una predisposición genética compatible.
  • Enfermedad Celiaca Subclínica o Silenciosa: el paciente celiaco no presenta síntomas, pero sí el resto de pruebas (genética, anticuerpos y biopsia), es decir, no tiene síntomas pero su mucosa intestinal está alterada.
  • Enfermedad Celiaca Latente: el paciente tiene predisposición genética, puede o no tener síntomas, sus anticuerpos pueden ser o no positivos, pero su mucosa intestinal es normal. Pero a medida que la enfermedad evolucione presentará lesión intestinal, bien sin síntomas (silente) o con síntomas (clásica). 
  • Enfermedad Celiaca Potencial: el paciente tiene  predisposición genética, los anticuerpos son positivos, pero la mucosa intestinal es normal, sin alteración. Estos pacientes pueden o no presentar síntomas, y su celiaquía puede o no llegar a desarrollarse evolucionando hacia una enfermedad celiaca clásica (con lesión intestinal) o hacia la forma latente.
Todavía no se conocen todos los factores que determinan que la enfermedad celiaca evolucione de potencial o latente a presentar síntomas o alteración en la mucosa intestinal.




Actualizado en enero 2015


2 comentarios:

¡Muchas gracias por tu comentario!
Los comentarios son revisados antes de su publicación para evitar spam y poder responder a vuestras preguntas. No te preocupes que leo todos.